Oración, desde el corazón, por la lluvia

Siento la lluvia caer sobre la ciudad.
Siento el especial olor de la tierra húmeda.
Las gotas de lluvia dan forma a mi cuerpo al acariciarlo con suavidad.
Llueve.
Está lloviendo.
Se llenan los pantanos que nos abastecen todo el año.
Oímos el caudal del río, componiendo la bella sinfonía que Pachamama nos regala.
Marcar el Enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *