Cosas a la vez, reflexión de Desam. Ferrández

Hoy he comprendido el verdadero sentido  de que los humanos podemos hacer varias cosas a la vez. Sí, digo bien, los humanos; porque tanto hembras como hombres hacemos varias cosas a la vez  y hasta simultáneamente.

Fuera mitos sexistas donde para halagar a unos se humilla a otros.

Hoy con una situación de lo más normal y recurrente en mi vida, barrer, he comprendido la pluri utilización de los sentidos.

Ejerzo de ratita presumida y límpio mi lugar de trabajo, realizando varios actos uno físico y otro energético.

Al pasar la escoba… escucho el sonido de ésta rozar el suelo, a la vez la música del centro, el timbre del teléfono, el susurrar de la calefacción, todo esto mientras mi mirada acompaña el baile de la escoba y siento la caricia del suelo, también el calor de la calefacción en mi piel, además añado el compás de los latidos de mi corazón, la certeza del fluir de los líquidos en mi organismo, las células una por una con su tarea y para  no extenderme más en un minuto de conciencia plena en el barrido de un metro cuadrado, además incluiré que mi mente está pensando en lo que en breve va a escribir sobre el papel.

Otro acto sublime, la limpieza de un espejo… mezclándose el sonido del spray con que mojo el espejo, el aroma conocido que embriaga mi olfato, el movimiento repetitivo del brazo al final de este la mano que sujeta la bayeta y mis ojos descubriendo mi reflejo nítido, cuando la bayeta empapa el líquido limpiador,  mientras los oídos perciben el siseo del trapo acariciando la superficie fría y rígida, cómo estoy en el mismo espacio que con la escoba el sonido del fondo es el mismo, música, gente por el pasillo  y aún así me regaló este aislamiento externo, con ese instante de aislamiento para deleitarme con la  percepción de todos los sentidos en plena coordinación, para poderlos captar juntos y si los desmenuzó poder sentirlos uno detrás de otro.

 

Por eso confirmo que todos los humanos hacemos varias cosas a la vez.

Otro dato a destacar son las actuaciones de mi cuerpo, se realizan sin que yo intervenga, aún así, sí soy responsable de estar aquí o no y aunque sé que puedo hacer muchas cosas a la vez, cuando estoy con otra persona, por ejemplo… contigo, quiero parar y estar… dejando solo que la actividad corporal siga su marcha y aunque yo tenga mis sentidos puestos en ti, mi oído atento, mi vista reconociéndote, mi corazón acompañándote, el olfato suspirando, el tacto anhelando y mí parloteo quieto, las ocupaciones del organismo continúan para que pueda estar contigo sin ningún cometido más, que estar disfrutando de tu charla “agoraterapia” consciente, dejando que expreses tus sentidos, aunque tenga sonidos alrededor estoy en presencia plena, atenta en ti.

Me cautiva la sensación de estar más viva que nunca,  de poder sentir en mis carnes todas estas emociones por separado y si las junto poder hacer un acto perfecto de limpieza en el presente.

Gracias energía creadora por hacerme, “ser multi funcional”, como todos mis hermanos.