ÁRBOLES, Energías Sanadoras de Camila Rowlands, reseña de libro

Reseña realizada por Desam. Ferrández

Castellón, 19 de septiembre de 2017

  • Título: Árboles, energías sanadoras
  • Autor: Camila Rowlands
  • Nº de páginas: 119
  • Editorial SIRIO
  • ISBN: 978-84-16579-96-9
  • Año de publicación; 2017

 

 

 

 

Antes que nada dar las gracias a Camila Rowlands por este precioso libro y por las excelentes fotografías, algunas me han dejado sin aliento como por ejemplo: el gigante de la página 40, o el de la página 84, la foto de la página 72 no tiene desperdicio, ya que dan ganas de alargar el brazo y tocar el tronco, de la especie que se encuentra a la izquierda, en la foto de la página 94 me ha hecho mucha gracia encontrarme con una ardilla de  ojillos espabilados mirando curiosa al lector.

Se nota que la fotografía ha estado muy,  muy cuidada y ha conseguido expresar la magnitud de estos colosos, viviendo en bosques donde la delicadeza se hace patente con la diversidad de especies y florecillas.

La autora me ha llevado desde los tiempos primitivos, explicando cómo los primeros pueblos erigieron su cultura, rodeada al sustento y las medicinas que estos árboles le ofrecían, hasta el momento actual hablando con naturalidad de cómo estamos desconectados y rodeados de pantallas, tanto enfrente nuestra, como en nuestro propio bolsillo.

Nombra filósofos griegos, textos bíblicos, renacimiento, romanticismo y deidades de forma tan breve, que te quedas con ganas de más.

Su paseo por la mitología me hace la boca agua.

Solo con leer el título de algún capitulo ya es suficiente para que me aferre con más interés al libro “Tótems” árboles sagrados, arboles simbólicos. Cuenta el vínculo con su propio árbol sagrado de celtas y diferentes tribus.

También relata la relación de deidades como Vishnu, Krishna, y  Shiva con ciertos árboles como el árbol Bael o el árbol Peepal entre otros y, claro está aquí, ya no me puedo contener y me pongo a indagar y ver fotos de estos magníficos árboles.

Nos narra sobre el árbol de la “vida” en diferentes culturas, también el árbol del “conocimiento” o el árbol de la charla; este me ha encantado, porque es donde los ancianos de algunas tribus africanas, celebran sus reuniones, para tomar las más importantes decisiones sobre los asuntos del poblado, y por último el árbol “cósmico” vinculado con los Mayas.

Dentro del espacio las tradiciones relacionadas con los árboles,  el más desconocido para mí ha sido el árbol de los novios. Esto se hace en India, el novio y la novia plantan 2 árboles sagrados, uno junto al otro y los protegen con una cerca, para que puedan crecer unidos y florecer, muuuuy romántico.

Los maestros del Tao, sabían que además de transformar el dióxido de carbono en oxígeno, los árboles tienen la generosa capacidad de absorber las vibraciones negativas y transmutarlas en energías sanas, actualmente hay muchos estudios que lo demuestran, los biólogos ya se han encargado de investigar la vibración de los árboles y de cómo afectan y sanan a los humanos.

Para culminar el libro nos dirige en unos ejercicios meditativos fantásticos, en los cuales nos pone a trabajar todos los sentidos e incluso más allá, elegir ese “ser” verde que nos llama.

Camila hace mención de un pensamiento del Dr. Edward Bach

Descubridor y creador de los remedios de las flores de Bach:

A través de su alta vibración determinadas flores, arbustos y árboles silvestres, tienen el poder de aumentar nuestras vibraciones humanas y dejar expeditos nuestros canales a los mensajes de nuestro yo espiritual… no curan atacando directamente la enfermedad, sino invadiendo nuestro cuerpo con las bellas vibraciones de nuestro Yo Superior, ante cuya presencia la enfermedad se derrite como la nieve al sol. No hay verdadera curación sin un cambio de orientación de la vida, sin paz en el alma y la sensación interior de felicidad.

Acabo contándoos un secreto, yo también abrazo y hablo con los árboles igual que Camila y sé de qué habla, hay un árbol precioso en un paseo que más de una vez me ha hablado mientras lo estaba abrazando, es una experiencia que hay que sentirla.

Os invito a hacer los ejercicios sensoriales que Camila explica y disfrutar del bosque, dejándoos las pantallas y los quehaceres en la mochila, estando presentes en el momento de abrazar un árbol, de sentirlo, de comunicarnos visualmente y con el resto de los sentidos.

Gracias y mil gracias Camila Rowlands, decir que me has dejado con la miel en la boca y que tengo ganas de más.

Si queréis. podéis comprar el libro entrando aquí, El jardín del libro

 

 

 

 

Un viaje tan especial

Castellón, 18 de septiembre de 2017

Redacción: Jose Mª Escudero Ramos

 

Hace poco tuve que hacer un viaje de Madrid a Valencia, hasta el último momento no decidí el día ni el medio de trasporte que iba a utilizar. Tenía que confirmar una reunión en Valencia y dejar cerrados unos asuntos familiares en Madrid. Así que dejé fluir.

Cuando tengo todo cerrado compró el billete.

Voy a la estación, me meto en el tren…hasta ahí todo normal.

El tren es un talgo antiguo, es lo que tiene viajar buscando el mejor precio. Busco mi asiento y veo que voy al lado de una joven quien muy amablemente me deja pasar a mi asiento en ventanilla, me llama la atención los ojos azules que tiene.

He observado a lo largo de los últimos años que las personas que tienen un brillo determinado en los ojos son personas especiales…

Pregunto un par de cosas  a mi compañera de viaje, por curiosidad, si hay enchufe para el teléfono y si ponen película…me dice que no, a veces un documental u opera, de vez en cuando películas muy malas. Nos reímos. ¡Quieren fomentar la lectura!

Yo iba preparado para leer y escribir, incluso tenía mi pack de reportero, cámara, blog de notas y muchas ganas de observar. El vagón iba lleno, dos chicos extranjeros al otro lado del pasillo con unos ordenadores portátiles, una familia frente a nosotros. Jóvenes cumpliendo con su rutina, vuelta a casa, al trabajo…me encanta hacer conjeturas…inventar historias. Todo era perfecto para escribir mis historias desde el tren.

Tras las preguntas iniciales a mi compi de asiento continuamos charlando. Lo cierto es que hablar no estaba dentro de mis planes para ese viaje pero seguí “dejando fluir”.

Nos dedicamos las tres horas de viaje hablando de experiencias de vida, de Reiki, del MIR, de la medicina, de desencarnados, de la adolescencia, de mi hija.

Fue un viaje no preparado, tuvo que ser así. Ella compró el billete el día antes pues, como yo, no tenía claro como viajar, si en coche, bus…

El destino nos quiso unir en este trayecto de vida.

¿Por qué?

Porque ella tenía que escuchar mis experiencias Reiki, o mis historias sobre el trabajo energético pasando desencarnados a la luz, que realizo  con el Grupo de Jose de Valencia, o quizás yo tenía que sentir la satisfacción al ver a una chica joven con ese brillo en los ojos, con un potencial de sanar más allá de la medicina.

Sentí, percibí, que ella va a llegar lejos, muy lejos, y así será, en el mundo de la medicina integrativa. Va a romper moldes. Va sanar con y desde el corazón. Ese brillo en los ojos la delata.

Por otro lado, ella me confió un secreto sobre su vida, su adolescencia…según me lo comentaba, estaba viendo a mi hija adolescente pasando por el oscuro valle de las sombras, pisando los charcos de la zona oscura para salpicar luz, aunque los adultos no lo veamos en esos momentos, es luz lo que salpica…Y eso justo es lo que tenía que escuchar yo en ese momento.

Mi compañera de viaje me confió un bello secreto que tranquilizó mi alma y corazón pues escuché, a través de su voz narrando su experiencia, como el universo no hace nada porque sí. Que hemos de confiar y dejar fluir. Me confirmó lo que ya sabía, pero tenía que escucharlo en primera persona ahora.

Cada uno ha de vivir sus momentos, sus experiencias y pasar por cada camino que nos corresponda para reunir experiencias que nos han de marcar, que nos forman y nos hacen ser tal y como somos.

Querer vivir la vida de otros, querer que otros vivan la vida que nosotros queramos es un error, ni siquiera podemos pretender tener expectativas en nuestra propia vida…¿Para qué hacer planes si es el universo quién decide por uno?

En ese viaje viví un milagro de esos que no ves si no eres de las personas que observa las señales que nos ofrece el universo en la vida cotidiana.

Mi compañera de viaje me preguntó qué es eso del Reiki. Yo respondí, que es el “cura sana, cura sana culito de rana”, el amor incondicional de una madre, la madre Universo, que hace que todos alcancemos la paz justo en el momento en el que sentimos su mano amorosa sobre nuestra herida…y confiamos dejando hacer…

Gracias, universo, gracias compañera de viaje. Tus ojos, tus palabras y tu corazón, sanaran el mundo. Ayer sanaron el mío.

Presentación de El mar de de Ulyses Villanueva y Celia Bolaño en Club Kolima

Madrid, 15 de septiembre de 2017

Redacción: Jose Mª Escudero Ramos

 

 

El jueves 14 de septiembre se presentó el libro El mar de Ulyses Villanueva y Celia Bolaño en Kolima Club, espacio cultural de la editorial Kolima, en Madrid.

En palabras de Ulyses, El mar, aunque trate de la muerte de un hermoso pájaro de blancas plumas, es un tributo a la vida. Celia Bolaño, ilustradora del cuento, nos confesó que lo que más le costó fue dibujar, lo más bonito posible, al pájaro recién nacido, buscó imágenes en Internet y no encontró inspiración…la ilustración que muestra al protagonista de polluelo, es tierna y enternecedora y, para mi, una de las más bellas.

El cuento es un hermoso cuento, tributo a la vida, sobre la muerte y las ilustraciones son el complemento perfecto.

Un gran trabajo en equipo hecho uniendo corazones. Puedes ver el booktrailer aquí

Y la reseña del libro en Revista IMO.

 

Título: El mar

Autor: Ulyses Villanueva

Ilustraciones: Celia Bolaño

Editorial: Editorial Kolima

Año: 2017

ISBN: 978-84-16994-34-2

El mar de Ulyses Villanueva y Celia Bolaño, reseña de libro

Madrid, 15 de septiembre de 2017

Reseña escrita  por Jose Mª Escudero Ramos

 

Título: El mar

Autor: Ulyses Villanueva

Ilustraciones: Celia Bolaño

Editorial: Editorial Kolima

Año: 2017

ISBN: 978-84-16994-34-2

 

El mar es un un hermoso cuento sobre un tema considerado tabú, todos vamos a pasar por ese trance pero nos da miedo hablar de ello: La muerte. En verdad es un cuento sobre la vida y la muerte

Ulyses Villanueva ha puesto en palabras una idea que llevaba dentro mucho tiempo, por fin pudo darle forma a ese pensamiento y escribió El mar, la historia de un pájaro de plumas blancas que nació en una isla desierta del Pacífico Sur.

Un hermoso libro ilustrado con el amor que una arista como Celia Bolaño trasmite en cada trazo que desliza sobre el blanco lienzo al que se enfrenta con este desafío que es el poder transmitir la belleza del mensaje expresado en El mar.

Un poema visual editado por Kolima books, libros con valores, no podía ser de otra forma.

 

Puedes leer la noticia de la presentación aquí

Labores contradictorias por Desam. Ferrández

Castellón, 12 de septiembre de 2017

 Escrito por Desam. Ferrández

 

Llevo tiempo cuidando unos rosales y este año he decidido no sulfatarlos, para beneficio de todos, “o eso creo” sin embargo no está sucediendo como yo tenía planeado ya que se encuentran invadidos por orugas.

Desde mi punto de vista, supongo que a los rosales no les gusta ser rociados con un producto químico y esta ha sido la razón por lo cual esta vez he decidido no sulfatar, por supuesto con mi mejor intención, ya que cuando uno hace una cosa siempre cree que hace lo mejor que  puede hacer, en beneficio de él mismo y de los que le rodean.

Pues me encuentro viviendo una incoherencia y realmente mi alma no se encuentra cómoda.

Cuido del rosal liberándolo de los insectos, para ello le  arranco las hojitas que tienen orugas, pensando que él no puede combatir el ataque, ni huir, ya que es el más débil y por tanto el que necesita ayuda; por contra las orugas sí se pueden mudar a otro lugar.

Para mí esto es una incongruencia ya que para liberar a uno, mato al otro, sintiéndome como la gigante cuidadora de rosales, que va devastando la vida de las orugas, aplicando inexorablemente la ley del más fuerte, en este caso “YO, soy la más fuerte”.

En esta etapa que vivo de veganismo, no quiero que ningún animal sea criado o sacrificado para mi propio beneficio y ahora resulta que soy yo la ejecutora y además con mis propias manos, pues esto me genera un desasosiego mental y moral.

Le pido al universo que me saque de esta tarea porque cada vez me resulta más estresante y desagradable, siento que lo estoy haciendo fatal, esto me lleva a sentirme cada vez peor, porque creo que ni siquiera es justo para nadie, ¡No quiero vivir esta injusticia!, Quiero vivir sin este tipo de sentencias y pido al universo que ponga a dichas plantas en otras manos para realizar esta tarea.

Después de pasar un mes así, debatiéndome en mis propios pensamientos… me entero de un producto inocuo.

La solución es esparcir cenizas sobre los rosales, la planta no sufre y la oruga tampoco; el insecto ya no va a rosal, supongo que no le gustara el olor de las cenizas. Último intento de apaciguar está culpa que tengo sobre mí cada vez que me encuentro en esta tesitura.

Espero estar haciendo lo correcto esta vez, sin embargo ha sido un buen aprendizaje, sentir esas emociones me hacen aprender, buscando alternativas en beneficio de todas las partes, con la mayor ecuanimidad posible.

Hacer Ho´oponopono es lo único que se me ocurre.

Perdón rosal / Perdón orugas / Perdón yo

Lo siento rosal / Lo siento orugas / Lo siento yo

Te amo rosal / Te amo orugas / Te amo yo

Gracias rosal / Gracias orugas / Gracias yo

Derramo lágrimas, responsabilizándome de mis actos y perdonándome para mejorar mi acción.

Gracias universo porque aunque sigo con la misma tarea me traes las herramientas adecuadas, espero de todo corazón hacerlo bien en esta ocasión.

Os amo

Conversando con… Héctor Guiral Torner y Carolina García. Amor en Acció

Entrevista realizado por Jose Mª Escudero Ramos

Burriana, julio 2017

Está entrevista está hecha hace varias semanas, hemos añadido un par de preguntas respondidas a través de WhatsApp por unos reports que han enviado desde Limpio, Paraguay. La esencia de la entrevista no varía mucho, se puede leer ahora y dentro de dos años…desafortunádamente no creo que en ese tiempo la ayuda en Burkina Faso o en Paraguay deje de ser necesaria. Tengo que reconocer que estoy enamorado de la asociación Amor en acció, no podía ser de otra forma, y de cada na de las personas que la componen. Nada más que puedo mostrar gratitud inmensa por todo lo que hacen.

Bienvenidos de regreso a casa tras un verano repartiendo amor.

Hemos esperado a publicarla a que volviese la primera expedición de Paraguay para darles la bienvenida de vuelta y agradecerles, a los cooperantes que han estado conviviendo con ellos y a esta hermosa familia, por la labor que hacen. GRACIAS de todo corazón.

 

Desde que conocí a la hermosa pareja que forman el Doctor Héctor Guiral y Carolina García, en un taller de Reiki para niños, siento que el amor es puro cuando está en acción, es como vivir en vez de aquí y ahora, en un presente continuo, vivir amando, y ellos de eso saben mucho. Podríamos tratar con ellos todo tipo de temas, espirituales, terapias complementarias, medicina integrativa, arte, cultura, biología…pero hoy nos hablan de amor,  de Amor en Acció per mon.

 

IMO: Un nombre precioso para una asociación que se mueve por el más puro amor incondicional. ¿Cómo empezó Amor en acció?

Dr. Guiral: Antes de empezar con “Amor en acció” , Carolina y yo hemos hecho cooperación en otros sitios y con otras ong´s. Hará cuatro años Ángeles Almela, el doctor Sergi Salas, Gonzalo Musitu, y el doctor Rafael Llombart, Carolina y yo organizamos un viaje de cooperación a Burkina Faso. Estando allí, entre todos, compartimos experiencias, hablamos de las dificultades que había en muchas ocasiones de poder desarrollar proyectos con otras ong´s existentes. Yo ya llevaba pensando en que de este viaje podría salir una semillita para algo más. Tuvimos una reunión con el padre del campo de refugiados de Ouagadougou, donde atendimos a niños huérfanos, abandonados y enfermos de SIDA, y nos dijo que esto que habíamos comenzado a hacer es algo muy bueno y que sería muy interesante poder continuar. Allí adquirimos el compromiso de organizar expediciones con cierta frecuencia. Al día siguiente  creamos una página web y empezamos a pedir ayuda física, material y donativos. Para ese viaje habíamos hecho unas camisetas en las que se podía leer “Amor en acció, Burkina Faso, 2013”. Ya teníamos hasta el nombre…

IMO: Realmente asombroso, el universo os lo estaba poniendo en bandeja, solamente hay que dejarse llevar.

Dr. Guiral: Sí, fuimos con el nombre ya creado sin saberlo. Una experiencia, unas conversaciones, la primera ficha cae y todas las demás continúan cual efecto dominó. Regresamos a España en septiembre, unos meses más tarde nos reunimos en casa de uno de los cooperantes y allí creamos oficialmente Amor en Acció. Era noviembre de 2013.

IMO: ¿Cuál es el factor diferenciador de Amor en acció en relación a otras ong´s?

Dr. Guiral: El más importante es que no tenemos socios ni asociados, queremos que el dinero que se pudiese cobrar por las cuotas vaya directamente a lo que se necesita. Aquí todos trabajamos solidariamente por lo que no necesitamos grandes cantidades para mantener la ong. Tenemos fijos los gastos de mantenimiento de la web. No tenemos personal que cobre ni gastos de local, etc. Cada euro que llega se invierte en los proyectos que tenemos en marcha.

IMO: ¿Qué os motivó a crear Amor en Acció tal como es?

Dr. Guiral: Cuando conoces el sufrimiento, la miseria, la pobreza y tanto dolor como hay en el tercer mundo y en tanta gente, piensas que se puede hacer de otra forma, y quieres que se utilicen mejor los recursos y el dinero. En otras ong´s es tanto el organigrama, la burocracia que tienen, es tal su organización que al final mucho dinero se va solo en su mantenimiento. Nosotros pretendemos ahorrar dinero en administración y sueldos y que llegue cada euro a la causa para la que se ha donado.

IMO: Cuéntanos experiencias de Burkina Faso. ¿Qué habéis hecho hasta ahora?

Dr. Guiral: Inicialmente fuimos a hacer visitas médicas a aldeas donde nunca habían visto a un médico, luego montamos una clínica en el mismo campo de refugiados…Había unas habitaciones vacías en un espacio y amueblamos y lo equipamos con camillas y demás enseres necesarios, vitrinas, armarios, etc.

IMO: Fuisteis como médicos y ahora estáis haciendo escuelas, cultivos ecológicos…

Dr. Guiral: Una vez allí te planteas cuál es el problema, al final la solución es que salgan de su ignorancia. ¿Y cómo pueden hacerlo?  A través de la educación  a cultura. Nosotros venimos les curamos pero ellos siguen enfermando y mal comiendo.

Hemos hecho un pozo, en colaboración con la ong Agua Pura, para abastecer de agua a la aldea de Sandeba. Eso se aprovechará para poder llevar a cabo campañas de cultivo ecológico tuteladas por Mariano Bueno, escritor de La agricultura ecológica, la Universidad de Valencia nos mandó dos becarios. Plantamos dos hectáreas para dar de comer a la gente del campo de refugiados.

IMO: ¿Cómo os comunicáis con las personas allí?

Dr. Guiral: Tenemos traductores pues el 75 % de la población habla moore y el 25 % el diula, nos traducen al francés que es el idioma oficial desde 1997 aunque no lo habla ni 50% de la población.

IMO: ¿Cómo son ellos con vosotros?

Dr. Guiral: Ellos son muy agradecidos, hay de todo, pero sí que se puede decir que son muy agradecidos y muy pacíficos.

IMO: ¿Son pacíficos?

Dr. Guiral: Sí, mucho. Burkina Faso quiere decir “el país de los hombres íntegros porque allí son buenos de corazón, pongo el caso de un atropello en la carretera, ves que el que ha sido atropellado acaba abrazando al que llevaba el coche. Es un país tan pobre que no tienen nada que robar así que lo mejor que pueden hacer es ayudarse entre ellos. Cuando la ONU tiene que mandar una fuerza pacificadora, relajada y amable mandan a los burkinabes.

IMO: ¿Tenéis voluntarios dispuestos a ir a colaborar a Burkina faso?

Dr. Guiral: Tenemos, no nos podemos quejar.

IMO: Lo cierto es que difundís muy bien todo lo que hacéis a través de las redes y de la web. Veo que van muchos jóvenes con ganas de ayudar.

Dr. Guiral: Y eso que África es muy dura, las vacunas, las enfermedades, el idioma…mucha más gente quiere ayudar pero tiene miedo. En África enfermar cooperando es muy fácil por los mosquitos que contagian el paludismo, por infecciones…

Tenemos la inmensa fortuna de que unas cooperantes que estaban haciendo un trabajo en Paraguay nos han pedido ayuda y este mes de agosto hemos podido mandar la primera expedición. En Paraguay también hay enfermedades tropicales, el dengue, pero así y todo, es más seguro.

IMO: ¿Cuál ha sido vuestra experiencia en Paraguay?

Dr. Guiral: Intensa, maravillosa. Dura. Hermosa. Paraguay es un país maravilloso, con gente amable, cálida y educada. Hospitalaria y bondadosa. Es el segundo país más corrupto del mundo según la ONU, aunque no todos los políticos son así. Un concejal de Limpio nos ha pedido ayuda para desarrollar agricultura ecológica, huertos familiares y conservación de alimentos. Siempre te encuentras con alguien con ganas de hacer cosas.

En esa zona de la selva en que estamos, Limpio,  a unos 25 kms de Asunción, hay mucha desestructuración familiar, mucha droga y alcohol, tenemos dos cooperantes comprometidas para estar un año, haciendo servicios sociales en toda esa zona. Marian y Sara. Ahora empezamos una campaña de apadrinamiento de niños a través de becas escolares y queremos llevar libros, juegos didácticos, además de las medicinas que necesiten en cada momento.

IMO: En ambos países ¿Cómo actuáis?

Dr. Guiral: Nos gusta ir y observar qué es lo que necesitan. Muchas ONG´S van con la idea del hombre blanco, con nuestras costumbres, y la idea con la que van no es lo que necesitan con urgencia. Lo que hacen queda muy bien en un papel, pero no es efectivo. En una ocasión, cuando estábamos en Burkina Faso, recibimos una donación de cinco toneles de un protector para el estómago. El burkinabés no necesita esa medicina. Tenemos que saber dónde vamos y que es lo que necesitan, para eso hacemos una primera avanzadilla y estamos unos días observando. Una vez que llevamos tiempo viajando y conviviendo, ves bien cuales son las necesidades urgentes. Llevamos quince expediciones a Burkina Faso desde el 2013.

IMO: ¿Qué necesitáis para seguir haciendo vuestra labor? ¿Voluntarios? ¿Medicinas?¿Libros?

Dr. Guiral: Sí, claro, lo más importante son la gente porque la gente es energía, la gente se mueve, lo conoce…Y una cosa lleva a otra. Y sobre todo hablar. Comenté a un paciente que íbamos a mandar un contenedor a Burkina Faso, y nos donó azulejos y techo que vamos a utilizar para impermeabilizar. En el campo de refugiados de Ouagadougou estamos colaborando con la ONG, REMAR, nos están ayudando a hacer una balsa higiénica para que se puedan lavar con agua más limpia de la que usan.

IMO: ¿Medicinas?¿Libros?

Dr. Guiral: Libros en francés y en castellano. Ropa de invierno y de verano. Medicinas. Dinero. Con 2´50 euros puedes salvar una vida en África y con 5 euros puedes pagar la beca escolar de un niño, niña, en Paraguay.

IMO: Y doy fe que a través de vosotros llega integra la ayuda.

Me imagino que dinero para comprar comida allí también,

Dr. Guiral: Pues sí pero a veces se paga más cara la comida allí que aquí. El arroz, por ejemplo, es mucho más caro allí, mejor llevarlo desde aquí.

IMO: Pues pedimos arroz.

Dr. Guiral: El próximo contenedor sale en diciembre.

IMO: Vamos a intentar que la fundación COFARES de algo de material sanitario, que la última vez que pedimos se quedaron ahí, a punto de caramelo…a ver si leyendo su nombre en la revista les apetece cerrar la donación.

IMO: A nivel humano ¿Qué te mueve a ser cooperante?

Dr. Guiral: Siempre digo que voy a devolver todo lo mucho que me ha dado a mí la vida. Todos los que cooperamos en Amor en Acció hacemos las cosas desde el corazón, con amor y cada uno da lo mejor que sabe hacer.

IMO: Carolina, tu mujer, también está metida en todo este movimiento de Amor…

Dr. Guiral: Carolina, claro, también es fundadora de Amor en Acció, sin ella no sería posible hacer todo esto. Mantener unida la familia y que lo vivan. Este año hemos ido a Paraguay con nuestros tres hijos.

También nos los llevamos al Sahara. Allí ocurrió una cosa muy graciosa. Veo a un niño descalzo, estábamos comiendo dentro del coche, hago una señal al niño para que viniese, y al hacer la señal aparecen un montón de niños corriendo hacia nosotros. Impresionó. Mi hija mayor, Ángela, estaba impactada fuera del coche. Les dimos una bolsa de magdalenas todas rotas y se las devoraron. Ángela quedó impresionada. Era como una jauría de animalitos hambrientos…pensó que suerte tengo yo que puedo comer todo lo que quiera.

En otra ocasión en Senegal, mi hijo se quedó sin bocadillo, otro niño se lo quitó. Yo le dije a mi hijo “espabila”. Aquí tienen hambre…

IMO: Aprendió la supervivencia de la selva. Dime una película que te ha marcado la vida…

Dr. Guiral: Me ha gustado mucho un libro que luego hicieron película, es de Thich Nhât Han, Camino viejo, nubes blancas, es la vida de buda. Me gusta más el libro que la película.

IMO: La siguiente pregunta era que nos recomendases un libro, pero ya nos has dicho uno. ¿Quieres recomendarnos otro?

Dr. Guiral: Yo me quedaría con el Tao, y el Tao de forma accesible puedes leerlo a través de una versión hecha por  Wayne W. Dyer es una versión muy recomendable titulado Nuevos pensamientos para una vida mejor, comentarios al Tao. Hay que leer uno cada día porque es muy profundo. Dyer dedicó dos años de su vida a leerlo y comentarlo.

IMO: Imagínate que puedes volver al pasado y que te encuentras con el pequeño Héctor de 13 años, ¿Qué consejo te darías?

Dr. Guiral: Risas- ¡Tantos!..Que fluya más y que me preocupe menos.

IMO: Pues muchas gracias, vamos a empezar a pedir ya al Universo que a través de Revista IMO podamos conseguir….Libros en castellano y en francés, medicinas, juegos de mesa, arroz, comida no perecedera, ropa de todas las edades…

Dr. Guiral: La ropa de verano para Burkina Faso y la de invierno para Paraguay.

IMO: Y dinero…

Dr. Guiral: Dinero también. 5 euros para becas escolares y 2´5 euros para 6 pastillas, el tratamiento del paludismo. 2´5 euros marca la diferencia entre la vida y la muerte. Ellos cogen el paludismo como nosotros los catarros, dos o tres veces al año. Con 2´5 euros puedes salvar una vida.

IMO: Un desayuno en Madrid cuesta eso. En lugar de desayunar un día, dona ese dinero para un tratamiento contra e Paludismo…

Voy a aprovechar que está por aquí Carolina para hacer unas preguntas…

IMO: Hola, Carolina. Dime una película que te ha marcado la vida…

Carolina: Uy, me has pillado de sorpresa…no se me ocurre ninguna ahora.

IMO: Y un libro…

Carolina: Uno que he leído hace poco, por las circunstancias que estaba pasando, de Elisabeth Kübler-Ross, Sobre la muerte y los moribundos.

IMO: Imagínate que puedes volver al pasado y que te encuentras con la pequeña Carolina de 13 años, ¿Qué consejo te darías?

Carolina: Que dijera las cosas que siento, que no me guarde todo para mí. Yo era mucho de quedarme las cosas y hay que soltarlo todo, si no luego sale en forma de enfermedad…

IMO: Cuéntanos alguna experiencia que te haya marcado en tu vida de cooperante.

Carolina: Pues en África, te llama la atención las cosas que ves, la pobreza, los niños que sufren, pero eso no me conmovió tanto como el sentir que yo ya había estado allí antes…

IMO: ¿En otra vida?

Carolina: Sí. Percibí que ya había vivido en esas tierras. Eso me hizo sentir un sentimiento muy especial.

IMO: Muchas gracias por respondernos…y De parte del Universo, muchas gracias por todo lo que hacéis…Sois una familia espectacular, llena de Amor… en acción.

 

Proyectos que están haciendo en Burkina  Faso y Paraguay, podéis verlo en su web http://www.amorenaccio.org/

Proyecto Escuela de Laye

Proyecto “apadrina una intervención quirúrgica”

Proyecto atención sanitaria en aldeas (Laye y Sadoba)

Proyecto balsa higiénica y baño para campo de refugiados (Burkina Faso)

Proyecto “alimentación presos cárcel de Ouagadougou

Proyecto Escuela-taller agroecológica ( Zahgtoli)

Proyecto cultivo a riego “Agua Pura y Amor en Acció” (Sadoba)

Proyecto Cooperación “Paraguay”

 

Necesitamos:

Proyecto educativo  ” Educando con_corazón”

* Juegos educativos  ( abecedario, parchís, oca, tres en raya, números, memory…)

* Estuches individuales con material ( lápiz, goma, saca puntas, colores…)

* Libretas de lecto escritura y en blanco sin gusanillo.

* Corrector de lápices

* stikers (pegatinas, recortables de muñecas….)

* Animales de tela y de plástico.

*Pinturas caras especiales.35 € aprox​

 

Para becas escolares: entre 69 y 108 euros anuales, dependiendo de la edad. 

Se hará llegar un informe trimestral con las notas y mensajes de cada una de las personitas becadas.

Comida: Legumbres, arroz o latas. Comida no perecedera.

Ropa

Libros en francés y en castellano de todas las edades.

Tratamiento de 6 pastillas contra el paludismo: 2´50 euros.

 

http://www.amorenaccio.org/donaciones/

 

También necesitan gente, si quieres ser voluntario, rellena la ficha aquí http://www.amorenaccio.org/como-formar-parte/

Fotografías extraídas de la web de AMOR EN ACCIÓ

Ángeles, Los Mensajeros Misteriosos de Rex Hauck, reseña de libro

  • Título : Ángeles, Los Mensajeros Misteriosos de
  • Autor: Rex Hauck
  • Editorial: MARTINEZ ROCA
  • ISBN: 9788427019799

 

Comentario y extractos del libro de Rex Hauck, Ángeles, Los Mensajeros  Misteriosos de la Colección Nueva Era editado en 1995 por Editorial Martínez Roca.

Este libro, como no podía ser de otra forma, me ha llegado de una forma muy especial pues a mi madre se lo regaló un ángel y yo lo encontré “por casualidad” en mi última visita a la casa materna, la que me vio crecer.

Es un libro de recopilación de entrevistas a diferentes personas entendidas del mundo de la angelología y como buen libro de entrevistas, la calidad del mismo es proporcional a la calidad de los entrevistados.

Mi comentario es que “Ángeles, Los Mensajeros Misteriosos” es el libro que me hubiese gustado escribir a mí, muchos de sus pensamientos me hubiese gustado transcribirlos a mí, pero he tenido la inmensa fortuna de poder disfrutar de su lectura y de poder hacerme con su sabiduría.

Joan Wester Anderson (Profesora, autora de Where Angels Walk; An Angel to Watch Over Me; Where Miracles Happen).

Cuenta varias historias de diferentes personas que se han visto agraciados con la “visita” de un ángel y han sido conscientes de ello. En una parte de la entrevista cuenta la historia de una madre que se preocupaba mucho por su hija mayor, temía que la pudiese pasar algo en unas escaleras mecánicas mientras ella bajaba con su hija pequeña en brazos, sin poderse hacer con el control de la hija mayor, quien andaba trasteando, como cualquier niña de su edad. Se tranquilizó cuando vio como un señor bien vestido, de unos 70 años puso su mano en el hombro de la niña para tranquilizar la situación. En un segundo la señora dejó de ver al “buen ciudadano”, y extrañada preguntó a la hija que si se había despedido del señor que puso su mano en la espalda. La niña respondió que no había visto a nadie tras ella. El mensaje de aquel Ángel, según esa madre fue el siguiente “Siempre estoy como me has visto. Tranquila, tú deber es quererles y disfrutar de ellos. El resto déjanoslo a nosotros. Por mucho que te preocupes no podrás quitar ni añadir días a sus vidas. Tu simplemente ámalos.”

Rabino Richard M. Baroff (Presidente de Atlanta Rabbinical Association; colaborador en un libro sobre la relación entre el judaísmo y el catolicismo). El canto hebreo “Shalom Aleichem” significa “La Paz sea contigo” y hace referencia a los Ángeles de la paz. Según Baroff, el canto habla de los Ángeles que nos guían. Se recita la víspera del Sabbath judío.

Joan Borysenko (Biologa celular; autora de artículos y libros como Minding the body; Mending the Mind; Fire in the Soul; The Power of the Mind to Heal)

-Cuenta como un angel comenta a una enferma de cáncer que lo que hace no es rezar…“Lo que sueles hacer no es rezar, es quejarte. Si quieres rezar de verdad, has de pensar en tu peor enemigo y mandarle luz y el amor que estás sintiendo ahora”. Después de que “aprendiese” a rezar, se curó.

-“Cuando la gente sale de una experiencia de luz, suele decir que tuvo la sensación de que todo está interconectado. Es difícil expresarlo con palabras, pero se trata de que todos somos lo mismo. Todos compartimos una mente. Y esto no se refiere sólo a los hombres, sino a las plantas y a todos los seres vivos”.

-“En una experiencia de luz, sientes que hay una luz viviente, cálida y formada totalmente de sabiduría y amor, que brilla totalmente fuera de ti, pero al mismo tiempo sale de ti, de tu propio corazón. Y uno se siente inundado de piedad, compasión, perdón y una tremenda sabiduría. Es como sentir que todo tiene sentido, que cualquier cosa encaja en todo, incluso los problemas o los miedos que uno haya sentido y que hasta ahora no había comprendido. Todo está en su lugar, todo tiene sentido y sabes que el universo es bueno”.

-“Según el budismo, todo lo que vemos a nuestro alrededor es una proyección de nuestra conciencia, de modo que tanto los ángeles como los diablos están dentro de nosotros, pero son proyectados hacia fuera”.

-“Algunas de las tradiciones orientales dicen que en cada uno de nosotros hay un ser superior, un ser central que no tiene principio ni fin, y que pase lo que nos pase en nuestra vida, no puede ensuciarse. Los budistas lo llaman RIGPA de cada uno, y dicen que es como un espejo, refleja la fantasía y la apariencia de la vida, la verdadera naturaleza de la vida, peo en sí misma permanece siempre completamente pura”.

-“Generalmente no nos planteamos ciertas preguntas hasta que no nos vemos obligados a atravesar un momento oscuro.  Muchas personas han reconocido que ahora son felices porque, tras una tragedia, descubrieron que no estaban en el buen camino, ahora son felices y tienen una verdadera paz espiritual…ese es el valor de la oscuridad: que nos enfrenta cara a cara con todo aquello que necesita curación en nuestra vida”.

-“Solo cuando llegamos a un punto verdaderamente oscuro, y no huimos, es cuando descubrimos cuáles son las partes de nuestra vida que necesitan curación.”

-“Debemos ser conscientes del mal y saber que cada uno de nosotros tiene que elegir cada día, a cada momento, entre el amor o el miedo, el bien o el mal, el camino de la sabiduría o el de la ignorancia. Y eso ha de ser nuestra guía en la búsqueda del bien: ese impulso personal de querer encontrar lo mejor dentro de nosotros mismos”.

-“Satán en hebreo significa El Adversario. Toda la oscuridad, las dificultades de la vida son pruebas que nos pone ese adversario. Pruebas que nos pone el universo para que despertemos y seamos conscientes de nosotros mismos. Puede que en cierto sentido esto sea el mal, pero ciertamente hace que nos replanteemos las grandes preguntas”.

-La cuestión de la interacción de la ciencia con el misticismo es fascinante, y al hablar del tema suelen salir a coalición la mecánica cuántica y las teorías de Einstein. Esta silla en la que estoy sentada, por ejemplo, parece sólida pero lo cierto es que el espacio que hay entre sus átomos es mucho mayor que los átomos mismos. Es como si estuviera sentada en el espacio, entre los átomos de la silla. Si vamos más allá, esos átomos están hechos de luz, estoy sentada sobre una pequeña masa de luz, y eso es una realidad. Un místico diría que ve una silla como una masa de energía…Lo que parecían ser fenómenos aislados a un nivel energético, no lo están en absoluto. Todo está relacionado con todo… Einstein decía que la idea de que estamos separados unos de otros es una ilusión óptica de nuestra conciencia”. Yo añado todos somos esos átomos, todos somos energía, todos somos luz. Todos somos lo mismo.

-“La curación autentica que obtenemos mediante la sanación cuerpo/mente es lo que aprendemos de nosotros mismos, es decir, consiste en aprender a ser conscientes, aprender a amar. El hecho de que nuestro cuerpo físico se beneficie de ello lo considero un extra, pero no un valor principal.”

Sophy Burnham (escritora, autora de El Libro de los Ángeles y Angel Letters y The Presedent´s Angel)

-Sophy Burnham nos recuerda de cuando Juana de Arco fue interrogada por  la Santa Inquisición.

Inquisición: Dicen que has oído la voz de Dios

Juana de Arco: Sí, he odio la voz de Dios

Inquisición: ¿y cómo sabes que no fue tu     imaginación?

Juana de Arco: Fue mi imaginación

Inquisición: Pero acabas de decir que era Dios, ¿era Dios o tu imaginación?

Juana de Arco: Esa es una de las formas a través de la cual Dios me habla, mi imaginación

-Hay quien dice que nos convertimos en Ángeles al morir o después de varias reencarnaciones. Otros creen que son una especia diferente, que fueron creados por Dios al principio de los tiempos. No sé…Lo que sí sé es que cuando los ángeles aparecen uno experimenta un calor y un amor inconmensurables.

-Los ángeles nos aman con un amor que está muchísimo más allá de nuestra imaginación.

-Los ángeles vienen, pero no les gustan que les vean. Prefieren disfrazarse porque no quieren interferir en nuestro sentido de realidad. Vienen como visiones, voces, intuiciones…a veces vienen como seres humanos.

-La casualidad es la forma que tiene Dios de de realizar milagros anónimamente.

-Los ángeles están hechos de luz. Nosotros también, pero tenemos una vibración tan densa que parece que tenemos masa. Los ángeles están hechos de luz y pueden adoptar la forma que quieran.

-A los ángeles se les ve a través de la meditación. Hay que aprender a meditar porque el que sabe meditar tiene visiones. Lucrecio, poeta y filósofo romano, tuvo visiones, fue el primero en desarrollar la teoría de los átomos. En el Siglo I ac dijo que las sillas y las mesas están hechas de átomos con un espacio vacío- entre ellos, como los seres humanos. Lo visualizó en una meditación.

Eileen Elis Freeman (directora de The AngelWatch Foundation, Inc., autora de Touched by Angels, Angelic Healing y The Angels Little Instruction Book)

 -Los ángeles vienen a traernos un importante mensaje, vienen a traernos posibilidades de cambio. Se pueden aparecer a todo el mundo sin importar la religión, la raza, la edad, vienen para mostrarnos que podemos cambiar, que podemos sanar, quizás no como no una sanación como se entendería normalmente, la sanación es más espiritual. Tenemos posibilidades de cambiar y nos muestran el camino de la compasión y la sabiduría, de esta forma comienza el cambio en nuestras vidas y en la vida de todos los que nos rodean.

Malcolm Godwin (autor de Angels: An Endangered Species. Artista y dibujante)

-Los Hindúes llaman a sus ángeles Devas o Devadasis y son muy sensuales.Los querubines son la encarnación del conocimiento. En Siria guardan los templos y y el Árbol de la Vida Eterna

Becky Hobbs (Cantante y compositora)

-Lo que quiero transmitir es que pienso que hay ángeles con forma humana y con forma no humana, y están aquí para enseñarnos a vivir, para enseñarnos a dar y para guiarnos con amor. Tenemos los medios para comunicarnos con ellos,  lo que lo impide puede ser la ignorancia, el miedo o la falta de fe.

-Los ángeles son mensajeros, nos comunican cosas de Dios, la fuente principal de Amor Incondicional, a este plano físico en el que vivimos los humanos y nosotros somos medios para, a su vez, comunicar ese mensaje. Yo solo tengo la suerte de estar aquí para hacer llega esos mensajes a otras personas a través de la música, “mi música, aunque no solo es mía”. Esa es mi misión en la vida.

-Mucha gente busca fuera de sí misma a Dios, la fuerza, la fe…pero todos lo llevamos dentro. Esa voz del interior nos conecta con esas realidades, con los ángeles.

Martin-Kuri (Angeologa y fundadora de Twenty-Eight Angels Inc.)

-Yo creo que los ángeles quieren despertarnos. Muchas veces el propósito del sufrimiento es liberarnos de los obstáculos de nuestro desarrollo moral.

-Estamos siempre en contacto con nuestro ángel, pero no siempre somos conscientes de ello, la mayoría de las veces. Para recordar a nuestro ángel guardián recomiendo:

1º Ser agradecido por todas las dificultades y por las facilidades,  por lo que es bueno, por las bendiciones que recibimos en nuestra vida, en el día a día. Cuando se habla de agradecer por las dificultades es agradecer la pérdida de un ser querido porque ahora tenemos la oportunidad de aprender a caminar de otra manera. Los problemas o enfermedades nos darán pie a profundizar en nuestra alma y evolucionar de una forma que no hubiésemos podido de otra forma, en una vida más cómoda.

2º La Compasión. Para mí la compasión es tener pasión por el prójimo, mimetizar las almas y sentir pasión por la vida.

3º Estar dispuesto a servir. La mayoría de nosotros no sabemos lo que es el servicio. No se puede servir sin la palabra sacrificio. Si uno sirve debe hacerlo desde lo mejor que lleva dentro. Y entonces se acercará a tres cualidades hermanas: Verdad, Belleza y Bien. Si tenemos la verdad aparecerá el bien, y contaremos con la belleza.

-¿cómo podemos superar esos gustos y aversiones que interfieren con el desarrollo moral de nuestra vida? A través de la práctica de la ecuanimidad.  Y la forma de ser ecuánime es aceptarlo todo y reconocer la presencia de lo Divino en todas partes.

-Para poder trabajar con ángeles es necesario dedicarles un tiempo por la mañana, antes que nada, para estar con nuestro propio angel de la guarda. Si uno hace esto empezará a sentir al levantarse el roce del ala del ángel en la mejilla. Puede que no sea un roce físico, pero uno sentirá el amor que le tienen en los cielos.

Thomas Moore (autor de Care of the Soul y Soul Mates)

-Es una paradoja muy interesante. Creo que hay ángeles oscuros, ángeles negros, escarlata, todo tipo de ángeles que sugieren oscuridad y miedo. Existe el ángel del cáncer, el ángel de la ignorancia, el del fracaso. Opino que los ángeles también nos traen estas cosas.

No sé si es el destino, o el karma, pero algo está pasando y es obra de los ángeles, que interfieren en la salud, en la cordura o en la buena marcha del matrimonio. Están pasando cosas no muy buenas, pero aun así son necesarias. “Necesidad” es una palabra muy interesante que no se utiliza mucho en nuestros días. Los griegos la empleaban a menudo. Una enfermedad, por horrible que se, puede tener su papel en el destino del alma. Una enfermedad, por horrible que sea, puede poner a la persona en contacto con su alma como no podría hacerlo ninguna otra cosa; y cuanto más amenazadora sea, más puede hacer referencia al alma.

Terry Lynn Taylor (Autora de Los Ángeles Como Mensajeros, Guardians of Hope, Answers from the Angels, Creating With the Angels Y Angel Wisdom)

-Los ángeles suelen ser vistos o concebidos como seres de luz.

-Todos tenemos una idea diferente de lo que significa la luz de los ángeles, pero siempre es algo positivo. Siempre significa una mejora de nosotros mismos, de la sociedad, del mundo en que vivimos. Una mejora de la moralidad, de la conciencia. Los ángeles de luz son edificantes para nosotros, elevan nuestra conciencia y nos dan algo positivo en lo que centrarnos.

Creo que los ángeles se los puede concebir como luz, ya que tienen todas las propiedades de la luz. La luz es muy rápida, puede atravesar grandes distancias en un abrir y cerrar de ojos. La luz ilumina la oscuridad, como los ángeles pueden iluminar la oscuridad de nuestras vidas y nuestras mentes. Así pues, se puede decir que los ángeles tienen las propiedades de la luz, que son seres de luz

-Para mí la sanación no consiste en curar una enfermedad. Creo que a veces la enfermedad es el mayor don que pueda recibir una persona. Para mí la sanación consiste en estar en paz con la vida, con la idea de que la vida es realmente un misterio. No siempre podemos comprenderlo, no comprendemos por qué les pasan las cosas buenas a las personas malas, y cosas malas a la gente buena. Pero si aceptamos lo que se nos da, y estamos en paz con ello y trabajamos para elevar nuestra conciencia y ser mejores personas, no creo que tenga mucha importancia ser curado o no de una enfermedad. Siempre puede haber una curación milagrosa, si es que está en el camino de tu vida o si es lo que tiene que suceder. Pero si alguien está enfermos, o si alguien se muere, no creo que la enfermedad ni la muerte sean un castigo.

-Si Dios necesita que una persona aparezca por un momento como un ángel, creo que podría hacerlo, y los ángeles también. …Si los ángeles necesitan que alguien trasmita un mensaje en un determinado momento, pueden encargarle que lo haga un ser humano.

-¿Quiénes somos nosotros para juzgar a quién deben aparecerse los ángeles?. Puede que haya personas cuyas acciones no tengan buenos efectos sobre otras o sobre ellas mismas, pero no podemos etiquetarlo todo como o bueno o malo, porque es como decir que todas las cosas son blancas o negras, y no es así. Todos tenemos un matiz diferente, y nuestras experiencias son muy distintas.

Editorial de Septiembre

Muchas veces nos preguntamos para que sirven las religiones ¿Para diferenciar razas y culturas o para encontrar el nexo de unión entre todo ser viviente?

Sin emitir juicio alguno, gracias o por culpa de …¿Qué más da? Estamos aquí y ahora, en un espacio tiempo determinado y condicionado por más de 5 mil años de historia. Cada guerra, cruzada, batalla o acto violento ha servido para que estemos ahora en el punto en el que tenemos que estar.

Lo más curioso de todo es que nos podemos quejar de la historia pero seguimos estando en un   mundo en guerra. ¿Qué podemos hacer para parar todo esto?

Hace poco cubrí unas conferencias en el Foro Mujeres del Tercer Mileno, donde pude escuchar respuestas a las preguntas ¿Por qué hay malos tratos? ¿Por qué existe el abuso? ¿Por qué existe la cultura de la guerra?

Dieron algunas respuestas, básicamente la desigualdad, las injusticias, son las que provocan las mayores atrocidades. La desigualdad de oportunidades en la educación, la desigualdad en el trabajo, la desigualdad de derechos, la desigualdad de clases, la desigualdad…

Hay unos derechos universales, hay unos derechos por cada nación. En España tenemos una constitución que nos hace a todos iguales pero tengo un amigo de Angola, vive en Madrid, al que piden el DNI cada vez que sale a la calle, pero  a mí, blanquito de Chamberí, raramente me para la policía, alguna vez en algún control de carretera, no tengo nada que ocultar y siempre agradezco a la benemérita o a la policías local o nacional la labor que hacen por protegernos.

¿Cómo podemos hacer una sociedad justa y equitativa? Y no quiero decir “más” justa y equitativa porque al no serlo una vez no es nunca, no se trata de ser más que ayer se trata de ser equitativa y punto… Hasta que no se consiga la igualdad total no será justa. ¿Qué hemos de hacer?

La respuesta es empatizar con el prójimo. Compasión y empatía. Esa es la solución. Ponernos en la piel del prójimo, llevar sus zapatos. Quizás podríamos dejar de preguntarnos qué puede hacer el mundo por mí y empezar a hacer cosas por el mundo… Desde un consumo responsable de alimentos y de objetos hasta la gratitud infinita por todo lo que nos llega, sea lo que sea.

La mayoría de las guerras en el mundo tiene un origen oscuro detrás. Diamantes, coltán, oro, petróleo, gas…si consumiésemos con responsabilidad no cambiaríamos de móvil cada poco tiempo, el coche, el ordenador…podríamos alargar la vida de todos esos productos de los que podemos disfrutar en el primer mundo gracias a las guerras que alimentamos en el tercer mundo. Podríamos consumir producto local o de esos que llaman de Comercio Justo y lo más importante, valorar a todo aquel ser vivo que hace que tengamos todo a nuestro alcance, desde el agricultor, comercial o vendedor …

No voy a hablar de reciclar y de producir la menor cantidad de basura posible. Ni de la alimentación ética, esa que debería ser obligatoria, que los animales no sufran hacinamiento ni envenenamiento por antibióticos que luego consumimos los humanos a través de las carnes que ingerimos.

Quizás podamos gastar más tiempo en leer las etiquetas de los productos que consumimos y empezar a hacer boicot a los productos que sabemos nos envenenan, a nosotros y a nuestro mundo, dejar de comprar aquellos productos que sabemos son fruto del abuso.

No esperes que esas invitaciones a firmas que circulan por internet tengan algún resultado. La mejor amenaza para una empresa es que el consumidor sepa lo que está consumiendo y si usan productos nocivos para la salud, dejar de comprarlos, así se dejaran de fabricar porque no producirán beneficios.

Es la era de la industrialización de la humanidad. Ahora le toca el turno al producto estrella…el ser humano y nos empezamos a vender hasta extremos preocupantes en las Redes Sociales. Hace poco leí una noticia de una chica que tuvo un accidente de coche donde murió su hermana, por hacer un directo en Instagram. Iba borracha. Tras el accidente se bajó del coche y siguió grabando junto al cadáver de su hermana que yacía en la cuneta pues iba sin cinturón y salió despedida del coche.

Queremos ser populares y nos vendemos a toda costa. Imitamos comportamientos erróneos y nocivos para nuestra alma…quizás por eso haga falta una base ética en toda sociedad, diría que cuanto más avanzada, más necesario es regenerar un ética universal de bondades y dones del ser humano pues estamos viviendo una era del videojuego real…creemos que los muertos de Wikileaks son montajes de una película…creemos que todo se arregla con dinero y si no, pues miramos para otro lado, sabiendo que la realidad de los lados es menos dañina que la que vemos si miramos de frente…cara a cara, cruzando la mirada con la realidad más cruel. Aunque nos pille lejos.

¿Queremos igualdad? Pues comencemos en casa, continuemos en las aulas, los trabajos, en las zonas de ocio, en el deporte, en la vida, con los compañeros, con los extraños, con la naturaleza, agua, aire, tierra…con los animales, con las plantas. El orden natural de las cosas es que todo se mantenga en su orden y el ser humano tiende a manipular los cauces de los ríos, los ciclos de vida de los alimentos…jugamos a ser dioses inmortales por miedo a la muerte.

Disfrutemos de cada ciclo intentando no alterarlo demasiado. En España las naranjas se dan en invierno porque la vitamina C es buena en esa época, en verano tenemos sandías y melones porque nos hace falta hidratarnos por los días de intenso calor.

¿No es lo suficientemente inteligente el universo? Dejemos hacer que todo siga su curso educando en el respeto, en la igualdad y en la humildad de reconocernos aprendices de seres de luz, humanos curiosos que quieren amar y no saben bien cómo. Con lo sencillo que es a priori. Empatía y compasión con toda la naturaleza, medio ambiente, ser vivo y persona. Da igual sexo, religión, condición y raza…

Mantengamos el orden natural de las cosas.

Firmado por

Jose Mª Escudero Ramos

Editor de la Revista IMO

Hablando con un duende. Cuento por Desam. Ferrández

Cuento escrito por Desam. Ferrández de la serie Hani, puedes leer los primeros capítulos aquí

Capítulo 1Capítulo 2Capítulo 3

Despierto con el amanecer, desperezándome con los primeros rayos del alba, sonrío viendo como asoma el sol a lo lejos y un pensamiento actúa como un interruptor dando paso a los recuerdos, mi cara se ilumina al rememorar la experiencia con Naye. Estoy despejada y con ganas de moverme, miro el reloj son las 6:30, la hora perfecta para meditar así es que decido meditar en movimiento.

Me calzo las zapas y preparo la mochila pequeña con agua, fruta y unas almendras.

¡Preparada! Mi cuerpo se pone en marcha sin ningún esfuerzo, me encamino hacia el bosque dejando la ciudad con la luz del alba tocando las ventanas, despertando a sus habitantes, alguno se da la vuelta y se hace el remolón, sin embargo otros como yo ya andamos por el asfalto, personitas madrugadoras sumidas en sus pensamientos o en sus auriculares.

Me alejo de los edificios observando como hay ventanas que parecen ojitos que me miran, esto me hace gracia y sonrío, sin ver al barrendero que al ver mi sonrisa me desea un buen día, jaja lo miro y le doy las gracias, le deseo lo mismo, entonces en su faz se dibuja una enorme sonrisa, iluminando su rostro que hasta entonces era un poco tosco.

Esto me recuerda el vídeo de la cadena de favores y de la cantidad de veces que he ido a trabajar regalando sonrisas a los desconocidos.

Cruzo el río que separa los dos ambientes para adentrarme en el bosque, voy en silencio… me acuerdo perfectamente del lugar de los rododendros y hacía allí dirijo mis pasos

Pienso… dónde estará Hani ¿Estará lejos de aquí? Luego iré a buscarla utilizando la telepatía para no perturbar con mis gritos a ningún ser, ya que todavía me acuerdo de la regañina.

Llego al lugar ¡Ualaaa! ¡Que hermoso! Qué aroma tan rico, es más intenso de lo que recordaba.

El sol todavía no está alto y sobre las hojas descansan lánguidamente gotitas del rocío de la noche pasada, en estas se aprecian preciosos arco iris, algunas resbalan perezosamente acabando en la tierra que las absorbe ávidamente.

Miro la escena todo lo más cerca que puedo, acercándome con cautela para no tocar ninguna ramita y así ver esta maravillosa obra, me encanta ver como se dejan caer las gotitas sin prisa, algunas  mantienen el arco iris hasta el último momento, parece que este estuviera tatuado en ellas.

Después de un rato absorta en la contemplación de la vida misma, paso a buscar a Naye o a sus similares, cierro mis ojitos dejando nada más que una ranura fina de visión, desenfocando la vista todo lo que puedo, ¡Joooo! no consigo ver ninguna muestra de vida, cambio el rumbo de la vista y tampoco, me estoy decepcionando, acaso no estén ahí, a lo mejor siguen dormitando llegando más tarde al puesto de trabajo al cual se dedican, voy rastreando con la mirada el lugar y aun así no consigo ver, a lo mejor necesito la ayuda de Hani, decido ir en busca de ella cuando… siento un leve roce en mi nariz, veo una diminuta chispita será Naye…

Observo y sonrío a la pequeña posibilidad, le preguntó por telepatía si es Naye y que si es ella, que se desplace de arriba abajo, así lo hace ante mi sorpresa y felicidad.

¡Hola! Buenos días preciosa, qué feliz me siento de que hayas venido a saludarme.

D: ¿Te he molestado?  Si es que no te desplazas hacia la derecha por favor, le digo mientras señalo con mi mano para indicarle hacia donde tiene que ir para contestarme.

N: Naye se desplaza hacia la derecha.

D: ¿Entiendes mi idioma?

N: Asiente desplazándose hacia arriba

D: ¡Qué fuerte! Exclamo mientras me río.

Ella se agita supongo que eso será que también se ríe.

La pequeña chispa empezó a desplazarse y yo le digo adiós pero, regresa a mi nariz y se queda estática y luego vuelve a desplazarse, no sé si esta jugando.

En eso aparece Hani sigilosamente, sin hacer ningún ruido ya que no soy capaz de oír el batir de sus alitas, me da un besito y se queda flotando al lado de Naye.

H: Desam, Naye quiere que la sigas.

D: Era eso lo que quería decirme ja ja por eso se alejaba y volvía.

H: Si, es para que la sigas.

D: Voy

Las dos seguimos a Naye que nos lleva hasta una especie de montículo, se detiene flotando en medio de la nada, desde este lugar se aprecia mejor los abundantes pompones de flores.

Naye dice que mires hacia el horizonte por encima de las flores, desenfocando la vista como lo hacías antes, me dice Hani.

Le hago caso inmediatamente ¡Gualaaaa! Cuántas motitas brillantes alrededor de las flores.

Es la hora de acicalar las flores por eso están tan atareadas, me explica la pequeña hadita.

Mil gracias, Naye, qué preciosidad, me faltan palabras para describir la escena, me estoy emocionando hasta tal punto que saltan un par de lagrimitas de mis ojitos, ¡Guauuuu, qué afortunada soy!

Chicas muchas gracias por todo lo que me enseñáis.

Naye se acerca a mi nariz se posa en ella a modo de besito y se va. Hani me explica que se tiene que ir ya tiene cosas que hacer, jajaja.

H: Vaya Desam parece que te estás enamorando de este lugar.

D: Sí, linda, es que está muy bonito y luego la suerte que tengo de que vosotras os comuniquéis conmigo, es tan, tan maravilloso que no puedo evitar emocionarme de felicidad, la palabra feliz sería poco, para explicar cómo me siento.

H: Jajá ¿Quieres conocer más colegas de Naye?

D: Por supuesto que quiero, ¿Es que acaso podemos?

H: Claro. Te cuento… cada planta tiene su duende particular y especializado en su cuidado.

D: ¡Alaaa! No lo habría sospechado nunca.

H: Ven, sígueme, mejor cógeme para poder volar, por que como está en otra montaña iremos más deprisa si nos echamos un vuelo ja ja.

D: Vale, ya sabes que nunca me niego al maravilloso plan de revolotear.

Vamos sobrevolando el bosque hasta llegar a la parte opuesta, damos con una ladera llena de flores de 1000 colores diferentes, bajamos al suelo y caminando Hani va enseñándome las diferentes plantas, me hace un recorrido turístico del lugar hasta que dice… bien ya conoces el lugar ahora vamos a saludar a sus cuidadores.

D: ¿Ellos nos ven?

H: Claro, sobre todo a ti ya que no pasas desapercibida por tu tamaño.

Jopee a pesar de mi metro y medio me siento gigante al lado de estos seres diminutos.

Mira aquí, Desam, dice Hani mientras levanta unas hojitas de una lavanda, estos duendes  son un poco más menudos que Naye, ves su flor… pues sus cuidadores son parecidos, esbeltos con piernas largas, ojos morados y largas melenas.

Susurrando digo: no veo nada, qué lástima, buenos días pequeños, aunque no os veo quiero daros las gracias por vuestra tarea, tenéis unas flores preciosas.

Vente, vamos a las gerberas silvestres, dice la pequeña mientras tira de mi brazo, estas son las margaritas más grandes de toda la zona y sus cuidadores también son los más grandes, llegamos  a la zona indicada, está llena de flores de colores vivos, rojo intenso, amarillo chillón, las hojas sin embargo son bastante mate, será para no quitar relevancia a las soberbias flores.

Ven aquí Desam, arrodíllate y mira hacia allí justo debajo de los pétalos…

D: ¿Esto que vuelan son sus cuidadores? Pregunto señalando a una especie de libélula.

H: Sí, así es.

D: Estos los veo sin ninguna dificultad, lo que nunca hubiera imaginado es que estos insectos cuidarán a las flores.

H: Es que no son insectos Des, sólo que tú los reconoces como tal, porque es lo que conoces.

D: Puede ser.

Hani pone la palma de la mano hacia arriba y le pide a un duendecillo que suba a ella, que me va a presentar, el ser accede y reposa sobre la manita de mi amiga.

H: Desam te presento a Stágoros.

D: ¿Hola qué tal?

Observo la carita graciosa de Stágoros tiene unos ojos muy grandes comparados con el tamaño de su carita, la nariz apenas se le ve, parece que solo tenga dos agujeritos, las mejillas prominentes tanto que incitan a pellizcarlas, cosa que no hago, la boquita también es pequeña aunque muy bien perfilada.

Stágoros mueve su boquita, parece que esté hablando aunque yo no percibo ningún sonido, Hani me explica que mis oídos no captan los hercios con los que habla Stágoros, sin embargo dice que está bien, que ahora que el sol todavía no calienta en exceso es el mejor momento para deleitarnos con la fragancia de las preciosas flores, moviéndonos con delicadeza nos acercamos a las flores para olerlas y ciertamente arrojan un olor con matices desconocidos para mí.

¡Stágoros qué maravilla de flores! Que aroma tan peculiar y agradable desprenden.

Stágoros viene volando y se arrima todo lo que pueda a mi nariz, ¡Alaaa! Stágoros ¡Hueles igual que la flor!

El duendecillo se ríe a carcajadas al ver mi cara de sorpresa.

Hani me explica que la verdad es al revés, la flor huele igual que Stágoros y sus colegas.

Miro toda la extensión de flores y me fijo en la labor de los cuidadores, lo que a primera vista parece un vuelo alrededor de la flor, yo lo reconozco como si la quisiera polinizar, la verdad es que si  te fijas bien, es como si estuvieran sacando brillo pétalo por pétalo, maravillada me quedo mirando con la boca abierta hasta que Hani y viene a sacarme del éxtasis.

Desam, Stágoros se va, se despide diciéndote que cuando quieras volver él siempre está por aquí.

Gracias le digo, besitos, Stágoros y seguro que me vuelves a ver.

H: Desam tenías que verte la cara que tienes, ja jajá.

D: Es que estoy muy feliz, ¡Es todo tan chulo! además desde que te conocí estoy aprendiendo muchísimo, hay tantas cosas que no sé, que desconozco y que además ni siquiera sé que existen.

Poder comunicarme con seres tan maravillosos por su apariencia, como mágicos por sus labores, es que me inflo solo de pensarlo, la satisfacción de poder veros y hablaros, tu  misma que eres un hada preciosa, que te has hecho amiga mía y hasta parloteamos por telepatía, todo esto son cosas irreales en mi mundo, solo dignas de una mente creativa con una imaginación sin límite, sin embargo cuando vengo aquí parece que la ficción sea vivir en la ciudad, sin conocer la diversidad de lo que nos rodea.

D: ¿Cómo podemos envejecer sin el saber de todo esto?

H: Simplemente es desconocimiento.

D: Seguro que no soy la única que ve a estas criaturas, ¿Por qué no lo enseñan en el colegio? Porque no nos educan para estar conocedoras de que hay mucha más vida, nos podían enseñar desde el respeto a todos los habitantes aunque no los veamos.

H: Seguramente llegará ese momento, aunque no sabría decir, ya que tú ves a unos y a otros no consigues verlos, ni aun diciéndote donde se encuentran, a lo mejor estás aquí por algo.

D: Seguro, para mí es un regalo excepcional.

H: ¿Jugamos?

D: Ja ja, vale, al final siempre acabamos jugando, aunque en un ratín quiero irme a casa para meditar todo lo que he visto, e ir asimilando.

H: ¿Qué tienes que meditar?  Lo que has visto es lo que hay.

D: También tienes razón, ¡A jugar!

H: Otro día te enseñaré los cuidadores de las flores de los árboles, te van a encantar.

D: Estoy segura de ello. ¿Dónde vamos a jugar?

H: Cerca de donde te encontré.

D: ¿Me llevas?

H: Claro no querrás ir caminando, ¡Cógete!

Después de jugar hasta estar exhausta, me despido de mi amiga peculiar.

¡Gracias! Muchas gracias pequeña Hani, te quiero, te quiero mucho, hasta otro día.

Me da un besito, despidiéndome con brillo en sus ojitos y una sonrisa tan grande como su carita, “hasta pronto gran amiga”.

Tomo el camino hacia la ciudad pensando Hani ha dicho “gran amiga”, ¿Lo habrá dicho refiriéndose al tamaño, o que soy una gran amiga? Jajá no importa…

Gracias hermano bosque, gracias lindas criaturas, gracias vida.

Conversando con… Emilio Sáez Soro, hacedor de caminos

Madrid, Castellón. 5 de septiembre de 2017

Entrevista realizada por Jose Mª Escudero

 

 

Conocí a Emilio Sáez Soro por nuestra común afición de correr descalzos.  Emilio es un profesor de comunicación de la universidad Jaume I de Castellón. Es poeta, autor de libros de ensayo. Próximamente publicará su tercer libro sobre correr descalzo. Un hombre integro, con las ideas bien claras y los pies, descalzos, en la tierra.

Acaba de terminar un recorrido precioso al que ha llamado el Camino del fauno. Un viaje de 940 kilómetros en 36 etapas, desde Castellón a La Coruña, corriendo descalzo, y ya está organizando el Campeonato del mundo de Carreras Descalcistas que tendrá lugar el 22 de octubre en Oropesa del  Mar.

 

IMO: La verdad es que siempre es un placer verte, leerte, escucharte, en persona o  a través de tu blog o en Facebook. Eres una autentica leyenda descalcista. Emilio Sáez Soro ¿Maestro o profesor?

Emilio: Yo creo que autodefinirse como maestro es muy pretencioso, yo trabajo transmitiendo conocimientos, que los alumnos digan si soy Maestro o Profesor, eso lo tienen que decir ellos.

IMO: Cuántos años llevas corriendo?

Emilio: 36 años. Desde los 16 años llevo corriendo. Es una forma de entender la vida. No es una moda, no es una afición. Es como dormir o comer. No concibo la vida sin correr.

IMO: ¿Y corriendo descalzo?

Emilio: Este mes de abril hizo cinco años.

IMO: ¿Te acuerdas por qué empezaste a correr?

Emilio: Bueno, al final correr es una actividad física natural. Te sale de una manera directa. Los niños pequeños juegan constantemente corriendo. Empezar a correr de una manera más especializada…pues me imagino que porque ves que otros corren. También está el factor de que en mi juventud, siendo de una familia humilde, lo más barato que podía hacer era salir a correr. Era barato y fácil. También quizás por mi carácter, introvertido, me gusta hacer cosas sólo, de forma individual.

IMO: ¿Te acuerdas esas primeras zapatillas con burbuja que salieron cuando éramos jóvenes? Las Karhu…

Emilio: Sí, pero esas fueron posteriores a cuando yo empecé a correr…

IMO: Antes de eso ¿corríamos todos de forma minimalista sin saberlo?

Emilio: Yo desde luego que llevaba las mismas zapatillas para correr que para hacer vida cotidiana, serían unas Paredes.

IMO: Sin burbujas ni cosas de esas.

Emilio: Tenían una suela bastante llana. Era un calzado bastante simplón.

IMO: Y no había lesiones.

Emilio: No, lo que pasa es que los adolescentes no se lesionan porque todavía son muy flexibles.

IMO: ¿Tus hijos son una motivación para hacer las cosas que haces? ¿Estuvieron apoyándote en el camino?

Emilio: Tengo una hija de 22 años, estuvo seis días  conmigo, y el pequeño de 11, estuvo veintitantos días. Siempre están esperando a que llegue y les cuente. Forma parte de la alegría de compartir una aventura. Me ha resultado muy agradable. Están muy contentos con su papi, tienen un papi muy entretenido. _sonreímos.

IMO: ¿Por qué escribes libros?

Emilio: Pues algunos son por trabajo en el mundo de la universidad, por temas de comunicación. Tengo otro publicado sobre turismo rural, es de hace muchos años, ahora publico el tercero sobre consejos  para correr descalzos.

IMO: Daremos cuenta del libro desde la Revista.

Emilio: Y de poesía también he publicado alguno en autoedición. Escribir también lo llevo haciendo muchos años, y también comencé de adolescente, con 16 o 17 años, esos escritos de diario, de intimidad. A los 18 años comencé a escribir relatos y luego vas evolucionando. He escrito más ensayo que literatura, tengo una novela en el tintero. Vamos que escribir es algo muy natural para mí.

IMO: Además de escribir y correr te veo con ganas de unir a las personas, en tu segundo libro me invitaste a que respondiese unas preguntas sobre mi trayectoria como corredor descalzo…invitaste a 13 corredores a compartir experiencias en tu libro El Reto descalzo.

Emilio: Escribieron corredores y médicos. M gusta unir a las personas que tenemos algo en común. Siempre he estado vinculado a movimientos asociativos desde muy joven. En 1988 monté una asociación de escritores amateurs en toda España apoyándome en Radio3, se llamaba Círculo de tinta, llegamos a ser 100 o más. Aún existen pequeños grupos que se generaron a través de esa asociación. Entiendo que si hay personas con afinidades y conocimientos que puedan compartir, y con iniciativas, siempre será más enriquecedor colaborar con esas personas que hacerlas de forma independiente.

IMO: ¿Cuál es el secreto para sacar tiempo para realizar todo lo que haces?

Emilio: Es cuestión de dedicar tiempo todos los días y darles forma ya, si no se acaban muriendo. Yo tengo proyectos a los que les dedico un minuto al día, así no se mueren nunca. Ese gesto de dedicarle un minuto hace que siga vivo. Si te gusta lo que haces, lo que escribes, yo lo intento terminar, darle forma y llevarlo a término, si es un libro y no consigo editor, lo autoedito. Ya que lo he escrito, que vea la luz.

IMO: Viendo tu historia, el correr 13 maratones descalzo en un año, ¿era un entrenamiento para hacer el Camino del Fauno?

Emilio: Realmente nunca sabes, una cosa a que te lleva. Esto me llevará a otras…Sí que es un proyecto que tenía pensado desde hacía muchos años pero no los había unido en mi cabeza. De hecho, lo de hacer 13 maratones en un año fue una especie de venganza por las lesiones que había tenido antes. Porque en mi etapa corriendo calzado tuve una serie de lesiones y muchas dificultades para hacer una maratón al año, muchas inscripciones perdidas por lesión de última hora. Así que cuando comprobé que podía correr tan bien descalzo me propuse como venganza correr 13 maratones, como diciendo “ahora os vais a enterar”. No era yo el que estaba defectuoso si no que eran otras cosas las que me hacían estar defectuoso. Fue una venganza saludable, me liberé físicamente. Y el Camino del fauno fue una reafirmación de aquello. Eso fue en la lógica de la competición, no iba a competir, iba a terminarlas, pero dentro del marco de una competición, el Camino ha sido dentro del concepto del usar el correr para fluir por el mundo de una forma natural.

 

IMO: Recordemos que algunos médicos dicen que correr un maratón es una locura por el esfuerzo al que se enfrenta el cuerpo en 42 kms. Por regla general, se recomienda hacer un maratón al año a un corredor amateur. Tú has hecho 13 maratones en un año, rompiendo todas las estadísticas, y ni una lesión. Y con el Camino del fauno has hecho una media de 30 kms en 36 días 940 kms, eso es ir por la cuerda floja sin cuerda, directamente.

Emilio: La cuestión es cómo corres y con qué intensidad corres. No es lo mismo hacer una media de 30 kms al día a un nivel competitivo, que de forma relajada, parando cuando me diera la gana, algunos tramos he caminado, y lo más importante, sin perder el placer de correr. Claro que ha habido momentos más duros y muy intensos, pero sin perder la felicidad por lo que estaba haciendo. Hay que diferenciar cuando corres un maratón para hacer tu mejor marca en que lo das todo que supone un esfuerzo extremo, y cuando corres por placer, de forma relajada.

IMO: Los tarahumaras, en México, corren de un lugar a otro 100 o 200 kilómetros, es su forma de desplazamiento, corren y con huaraches caseros.

Emilio: Claro, mejor ejemplo que ellos no hay. Mucha gente daba por hecho que al llegar a Coruña iba a estar destrozado pero llegué fenomenal, con ganas de volver, porque sí que tenia ganas de regresar, son muchos días fuera de casa, pero no estaba cansado. El hecho de correr descalzo hace que no sometas al cuerpo a tensiones no naturales, lo que implica que al día siguiente estás perfectamente en cuanto a musculación y articulaciones, el cansancio que puedas tener es por correr, no por las agresiones a las que se pueda someter el cuerpo por los impactos de correr con zapatillas amortiguadas.

Si descansas bien por la tarde, a la mañana siguiente estás fresco porque no has puesto en tensión articulaciones ni músculos. Al correr todos los días coges un hábito diario y así es como fortaleces músculos.

Cuando volví a casa, me equivoqué al ver el calendario de carreras y creí que había una esa noche y pensé ¿Qué no iré a correr esa carrera? No hubo, si no si que hubiese ido.

IMO: ¿Estiras al llegar al final de cada etapa?

Emilio: No, soy más de calentar antes de empezar. Los dos primeros kilómetros los hacía despacito, trote ligero o andando, para entrar en calor.

IMO: Creo que la mente también es primordial. Es obvio que para tus retos hay que tener un cuerpo muy bien entrenado, yo no podría hacer el Camino del Fauno como lo has hecho tú en este momento, pero creo que también es importante tener una mente muy equilibrada. Hay que ser fuerte mentalmente para comenzar los retos.

Emilio: Esto me imponía mucho. Cuando me preguntan si lo preparé mucho, respondo que no, porque si lo llego a preparar mucho, en la medida de darle muchas vueltas igual no lo hubiese hecho porque hay muchas incógnitas, muchas dudas. Esto no era una iniciativa para sufrir, no era un ejercicio disciplinario, ¡”Hay que hacer todos los días 30 kms!”. La idea era hacer algo interesante, crecer física y mentalmente y de alguna manera explorar lo que somos capaces de hacer. La planificación la fui haciendo sobre la marcha porque no quería ponerme unos límites muy rígidos, así si hubiese tenido un día muy duro, poder permitirme tener un día de descanso, o un día duro de 30 kms y al día siguiente poder hacer 10, sin planificar porque no conocía por cuales terrenos iba a pasar y no todos los suelos son iguales. Alguna etapa la hice andando porque la jornada anterior fue dura…hubo situaciones que si quieres disfrutar no podía ser rígido, así que dejé fluir y disfruté. No supe hasta el final que día iba a llegar a La Coruña.

IMO: ¿Qué te ha impactado del camino?

Emilio: Ha habido muchos tramos que no me han gustado, muchos largos tramos de carretera, a parte del peligro que puede haber, me tragué toda la polución…

Cuando un trailer te pasa a un metro echándote toda su energía, que lleva mucha, y además ese olor de animales que están allí. Los cerdos huelen mal siempre pero en esas circunstancias más, hacinados, haciendo sus cosas en ese pequeño espacio en el que viajan… ¡la energía que llevaba ese camión!, no era solo el olor…fue muy desagradable.

IMO: El camino entonces se puede mejorar.

Emilio: Ha sido una primera experiencia. Ha habido una mayor parte muy buena. En conjunto muy positiva pero hay una parte muy significativa que hay que cambiar para que sea mejor. No quiero que nadie repita el Camino del fauno porque yo lo difunda porque sé que el trazado que he realizado se puede mejorar, evitar tanta carretera, aunque se haga más largo puede que sea más hermoso, tranquilo y en contacto con la naturaleza. Yo repetiría el camino pero eliminando todas esas carreteras nacionales tan transitadas.

IMO: Cuenta alguna cosa que te hecho vibrar, algo positivo que te ha marcado.

Emilio: Había momentos en los que me encontraba, hasta donde se perdía el horizonte, in apreciar rastro de actividad humana. En esos momentos no es que te sientes sólo, te sientes bien. Estás ahí alejado de todo y me sentí integrado y perfectamente armonizado en esta situación, no desolada pero si aislada. Me sentí extraño porque es raro sentirse así, pues siempre hay un elemento humano que interrumpe, un tractor… Estoy sólo y soy el único en este territorio, y eso me hizo sentir quietud, paz, bienestar. Fueron momentos únicos. No es que quisiera estar siempre así pero en esos momentos me sentí muy bien. Los paisajes han sido tan diferentes, cada uno con su particularidad, montañas, valles… bellas experiencias.

IMO: ¿Te encontraste con otros peregrinos en el camino?

Emilio: El camino del fauno es una experiencia que he vivido en soledad, ha sido una experiencia muy personal, excepto tres etapas que coincidieron con partes del Camino de Santiago que estuve rodeado de gente todo el tiempo. Y creo que todas ellas valen la pena. Creo que vivir acompañado de personas que buscan cosas parecidas a ti, es muy bonito.

IMO: Fuiste apoyado por un ángel todo el camino: tu mujer.

Emilio: Rosario, me animó a hacerlo cuando yo tenía dudas, me acompañó todo el trayecto y ha sido soporte para la organización, el enlace en cada ciudad. Me ha resuelto muchos situaciones que de haber ido solo hubiesen sido complicaciones.

IMO: Sois muy afortunados por formar tan bella pareja. sois una gran familia.

Emilio: Nos complementamos muy bien, ella me apoya en mis proyectos y yo en los suyos todo lo que podemos. Hay mucha sintonía.

IMO: Recomiéndanos ese libro que te ha marcado la vida…

Emilio: ¿Uno solo? Es complicado. Déjame que piense…

IMO: Puedes decir dos…

Emilio: No soy persona de una sola obra, te puedo decir de distintos temas…pues…como libro de ficción y fantasía El señor de los anillos de J. R. Tolkien, es un libro que me lleno de felicidad mucho tiempo, lo leí muchas veces, con 18 años, y lo releí con 19 y más mayor…lo disfruté muchísimo. Como libro de historia de amor, El jinete polaco de Antonio Muñoz Molina. Es una historia peculiar. Y La insoportable levedad del ser de Milan Kundera.

IMO: Y ahora una película…

Emilio: Es muy poco original pero a mi me gustó mucho Blade Runner, siempre me gustó la ciencia ficción pero además en esta se une un trasfondo filosófico, el cambio estético de unir la ciencia ficción con la novela negra, los personajes…en fin, una película que me marcó en su momento.

IMO: Han hecho un remake.

Emilio: Sí, lo estrenan en noviembre.

IMO: A ver que tal lo hacen.

Emilio: No solo es la película, es también el momento en el que se estrena pues son películas que marcan una inflexión en el género, y en el que me encontraba yo, de vivirla como la viví yo con 18 años a ahora, pues hemos cambiado un poco.

IMO: Si pudieses volver al pasado y te encontrases con el pequeño Emilio de cuando tenías 13 años, ¿Qué consejo te darías?

Emilio: Buff, ¿Uno? “Piensa que no tienes ningún límite”, me diría, porque yo entonces pensaba que tenía muchos y eso a lo mejor me retrajo de hacer muchas cosas de las que podía haber hecho.

IMO: Muchas gracias por tu tiempo, tus consejos, por compartir tus experiencias. Ha sido un placer conversar con todo un hacedor de caminos…nos vemos en el campeonato del Mundo de Carreras Descalcistas en Oropesa…